Normas generales de organización y funcionamiento del centro

Las palabras mágicas del Colegio Padre Coloma

perdón, por favor y gracias

  • Los alumnos de Educación Infantil deberán traer obligatoria y diariamente el chándal y el baby institucionales. Al igual que los alumnos de Educación Primaria que deberán vestir el uniforme/chándal completo determinado por el centro.
  • No se permitirán abalorios exagerados, como complemento del uniforme, dentro del recinto escolar. No se permitirán gorras ni cualquier otra prenda que no sea propiamente del uniforme.

  • Todos los alumnos, tienen la obligación de traer el chándal institucional para sus clases de Educación Física.

  • La puntualidad en las llegadas y recogidas de alumnos es norma de obligado cumplimiento. Las personas encargadas, deben estar debidamente autorizadas.

  • Es responsabilidad de los padres mantener sus datos actualizados en la Secretaría del Centro y especialmente el número de teléfono en el que puedan ser localizados de forma inmediata e informar a la Dirección del Centro.

  • El Centro escolar, sin perjuicio del derecho a la privacidad, tiene la obligación de comunicar a las autoridades competentes las circunstancias que puedan implicar malos tratos para el alumno o cualquier otro incumplimiento de los deberes establecidos por las leyes de protección de menores.

  • El comportamiento del alumno dentro del recinto escolar es competencia de todos los miembros de la Comunidad, así como su corrección.

  • Los alumnos del centro tienen la obligación de traer todo el material necesario para el seguimiento de las clases. También es su deber realizar diariamente las tareas que los profesores les encomienden siempre bajo la supervisión de las familias.

  • La tolerancia ante la diversidad ha de prevalecer en las relaciones con todos los compañeros sin distinción ni discriminación alguna de sexo, raza, creencias religiosas, aspecto físico y otras características personales. Las familias deberán los responsables de mantener estos mismos valores fuera del centro escolar.

  • Se evitarán gritos, carreras y cualquier otra acción que perturbe el orden y el silencio (tono de voz moderado) necesario para la realización de las actividades escolares. Los alumnos deberán ir por los pasillos en fila siguiendo al maestro/a que esté durante ese momento al cargo del grupo, según el “protocolo de salidas” diseñado por el centro.

  • Se cederá el paso a otras personas, en particular a educadores y padres, y también a los alumnos más pequeños.

  • Si es necesaria la interrupción de una clase para formalizar algún aviso, se enseñará el modo en el que se debe entrar, preferiblemente al principio de curso, por parte de los tutores: llamar a la puerta, acercarse al profesor encargado del aula y que éste haga llegar la comunicación concreta a quien corresponda.

  • El respeto y la colaboración entre todos los miembros de la Comunidad Educativa, en particular entre profesores y alumnos, será siempre signo obligado de educación y cortesía. Para ello se ha de emplear un lenguaje correcto y adecuado, cuidar el tono de voz y escuchar y respetar al otro. Se utilizarán la palabras “perdón” y “gracias”, así como los saludos habituales (buenos días…) que deberán ser recordados al principio de curso y las veces que haga falta a lo largo del mismo.

  • La limpieza es una norma fundamental de convivencia, por lo que se evitará arrojar papeles u otros desperdicios al suelo de cualquier dependencia del Centro.

  • El alumno que tenga que ausentarse del Centro durante las horas de clase, lo hará siempre acompañado de su padre, madre o persona responsable, previa firma de la correspondiente autorización. Sólo podrán hacerlo solos en el caso de que sus familias así lo hayan dado a conocer al centro mediante la firma de la autorización. Serán avisados por el Conserje y deberán esperarlos en la Conserjería.

  • Se aconseja a todos los miembros de la Comunidad Educativa con síntomas de enfermedad no acudan a clase con el fin de facilitar su recuperación y evitar posibles contagios.

  • Todos los miembros de la Comunidad Educativa cumplirán, al asistir al Centro, las normas elementales de higiene personal y decoro en su aspecto externo que deberán recordarse cuando sea necesario.

  • Las familias deberán acudir a las reuniones convocadas por la Dirección y el Equipo Docente del colegio así como atender a los consejos del profesorado en relación a la formación y al cuidado de sus hijos.

  • Todos los miembros de la Comunidad Educativa están obligados a conocer, aceptar y cumplir el Reglamento de Régimen Interior del Centro, y por tanto deberán colaborar en el desarrollo del mismo, manteniendo con su actitud un clima de aprovechamiento personal, de respeto y ayuda a los demás.